miércoles, 24 de junio de 2015

Un solo mensaje

*Un solo mensaje*

Fil. 4:4 -  Regocijaos en el Señor siempre. Otra vez digo: !!Regocijaos!

Mientras me concentro para comenzar, Dieguito me comenta lo que le enseñaron en el día de hoy en la escuela. Me dice que aprendió mucho sobre la naturaleza, sobre los animales y los primeros habitantes del planeta. Es curioso, pero contextualizó lo que aprendió desde una perspectiva creacionismo (Se denomina creacionismo al conjunto de creencias, inspirada en doctrinas religiosas, según la cual la Tierra y cada ser vivo que existe actualmente proviene de un acto de creación por un ser divino). Y digo esto, ya que Diego está en una escuela publica. Y es raro, por lo menos para mi, que se use ese enfoque cuando se explica la naturaleza y el universo en que vivimos. !Gloria a Dios! Por los maestros valientes, por los que no ocultan la grandeza de Dios a sus estudiantes.

Y bueno, les diré que hoy fue un día duro, caluroso y sobre todo lleno de muchas experiencias. Las primeras horas de mi caminata las hice en una comunidad del pueblo de PONCE llamada COTTO LAUREL. Caminé por espacio de dos horas y el recibimiento de la gente fue mixto. Muchos sencillamente ignoraron cada intento que hice por hablarles del amor de Dios. Sin embargo, hubo otros que mostraron su amor por el prójimo, su pasión por la palabra y sobre todo por vivir a CRISTO en cada gesto y trato.

Amados, este trabajo de evangelizar comunidades tiene como todo en la vida, sus momentos desérticos y otros de oasis. Uno tiene que estar consiente que no siempre se ha de encontrar con gente creyente y que aún algunos que se hacen llamar cristianos han de ignorar y subestimar el trabajo que realizas. Uno debe estar claro que todo lo que hagamos en el evangelio ha de ser dedicado única y exclusivamente a nuestro Señor JESUCRISTO.

Luego de terminar en el COTTO visité una urbanización llamada SANTA TERESITA. Allí caminé por espacio de tres horas y les cuento que tuve al menos cinco conversaciones con hermanos que en verdad enriquecieron mi experiencia. Un caballero me confió que estaba hacía un mes desempleado y que mi visita y las palabras que intercambiamos le hacían bien. Me dijo que me recordaba del año pasado. Hablamos de tantos temas, de cómo el mundo cada día lamentablemente va penetrando la iglesia contemporánea con los ministerios que solo predican prosperidad y la mal llamada súper fe. 

 En fin, que al salir de su hogar tuve la grata experiencia de conocer a una hermana que se llama Millie y que aprovecho para saludarle desde aquí, desde estas líneas. Mujer con espíritu de evangelista. Cuando llegué a su casa me llamó por mi nombre y para mi sorpresa me dijo que conocía de mí por la Internet. Ven mis amados, esta es una herramienta que todos los cristianos debemos de aprovechar al máximo. La Internet es un lugar visitado por gente de carne y hueso. Después de conversar por largo rato, después de gozarme con sus palabras y su espontaneidad, tres casas más adelante conocí otra hermana llamada Rebeca (como la de Isaac) según ella... Eso me lo dijo para que no olvidara su nombre... Hablamos de su madre y del ministerio que esta dirige.

Hermanos, antes de salir a visitar las comunidades hablo con el Padre y le pido dirección y sobre todo palabra para predicar su nombre a otros. Lo interesante es que siempre Él pone gente que también me predique a mi. Estos hermanos y hermanas de la urbanización SANTA TERESITA sin duda hoy fueron ese instrumento que Dios usó para que cerrase el día lleno de gozo y de esperanza.

9:28 PM - Ya Dieguito se fue a dormir, Clarimar hace rato que duerme. En resumen fue un día maravilloso, un día de esos bien vividos. Saludos a todos los que leen este diario, esta aventura maravillosa de caminar por los pueblos de mi islita llevando un solo mensaje: Regocijaos en el Señor siempre. Otra vez digo: !Regocijaos!

Serafín Alarcón Carrasquillo - Diario de un Caminante 2010 - tablitas1.blogspot.com



No hay comentarios:

Publicar un comentario